Gags en la vida de un camarero [40] La Cena

Y por fin cambiamos de decena, entramos en la 40, creo que no está nada mal.

Bueno esto ocurrió por la parte interna del restaurante donde trabajé hace ya unos cuantos años, os cuento.

Una noche teníamos una cena concertada, de un grupo de extranjeros, el menú consistía en arroz a la cubana y fletán rebozado.
En eso uno de los camareros fue donde el jefe cocina y le preguntó si tenía la cena de la familia, este le indicó una fuente encima de la mesa caliente para que se sirviera.
Bien este hombre se sirvió lo que consideró oportuno y se fue a cenar.

Al día siguiente, este camarero se acerco al jefe de cocina:

– Perdona jefe, no quiero meterme en su trabajo, pero anoche, al comer el fletán, no lo encontré muy bien la verdad, se notaba demasiado que había sido frito con el mismo aceite de freír los plátanos del arroz a la cubana, es raro que no se halla quejado nadie, pero tenía mucho sabor dulce, y no era muy agradable.

Fletán rebozado de hogar.mapfre.com

Y el Jefe le contestó

– No sé a qué te refieres, puesto que anoche os dejé para cenar el plátano frito que sobró del arroz…..

Rodajas de plátano frito es.123rf.com

Huyyyyyyyyyyyyyyy

Sin más comentarios, podéis imaginar las risas en el office.

Un saludo y otro día pues a reír un poco más.

4 opiniones en “Gags en la vida de un camarero [40] La Cena”

  1. Enhorabuena!. Has cumplido los "40" y sin la consabida crisis.
    La verdad, tras leer los dos últimos se me han quitado mis complejos de "paladar declarado inútil total". No sabes lo que alegra saber de gente aún peor que uno mismo.
    Saludos!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.