Vino Blanco Sin Palabras 2018

Son más de 7 años que conocemos esta bodega, en aquella época hicimos una entrada contando como fue, os dejamos el enlace aquí porque merece la pena le echéis un vistazo ya que lo fue algo bastante curioso e inusual.

Elaborado por Adegas Catrobrey dentro de la D.O. Rías Baixas, con un 100% de albariño de más de 50 años.  Tiene un precioso amarillo pajizo con reflejos verdosos. Una lágrima en copa que nos encanta, ese lloro que te anima a meter la nariz para descubrir toques de mazana y albaricoque súper agradables. No te cansas de mover la copa y oler una y otra vez. Y es en ese momento que empiezas a salivar cuando le pegas un buen trago, primero beber y ahora, en el segundo trago es cuando lo movemos por la boca, para notar ese cuerpo sedoso, y una acidez muy bien equilibrada lo que como siempre decimos este vino es para beber ahora pero que el tiempo en botella le va a sentar más que bien. Agradable, largo, pero muy fácil de beber, ya sea una copa en barra, o con una comida de esas que recuerdas por mucho tiempo.

Este vino hace honor al nombre albariño, porque sabe a lo que debe saber, por eso desde el 2012 estamos encantados con este proyecto, y aunque parezca increíble aún no hemos ido a conocer la bodega, algo que solucionaremos más pronto que tarde.

Albariño Sin Palabras 2018, este vino no te va a dejar mudo, al contrario hablarás mucho y muy bien de él. Gracias Ramón por seguir estando ahí a pesar de todo. Un fuerte abrazo.

Os dejo aquí nuestra impresión de la añada 2012

Y de vosotres esperamos vuestros comentarios. Os mandamos un abrazo muy fuerte, gracias por leernos y seguirnos.

 

Vino Blanco Nice To Meet You 2013: De un amigo por un amigo

8 de Febrero del 2014, hace poco más de un año cuando os hablamos de la primera añada del Nice To Meet You, la 2012 (enlace aquí), entre medias de esto, pasó hasta un pequeño encuentro de vinos Apertas Do Viño 2014 al cual Ramón no pudo venir (el se lo perdió claro está). Entre tanto alguna que otra botella de su otro Blanco el Sin Palabras, nos hemos tragado, no recuerdo cuales os hemos contado, cuando acabe esta entrada me pondré a mirarlo por si se me ha quedado alguna pendiente de contaros.

Pues después de mucho presumir que Ramón Blanco es amigo, etc, etc, tuvo que ser una vez más nuestro amigo Mauro quien se dignase a darnos una botella de este Nice To Meet You 2013, hay que joderse, pero en fin no se lo tendremos en cuenta a Ramón, se lo cambiamos por poder contar con el en Apertas Do Viño 2015.

La producción del 2012 fue de 5333 botellas, este año han realizado 6666 tiene coña el numerito, a nosotros nos gusta dado que hace que salga nuestra parte diabólica y sea un punto más de encanto hacia este hombre que parece poco a poco va aprendiendo a hacer vino.

Cada año será un homenaje a una ciudad, el 2012 fue a Sevilla y este 2013 es en honor a Girona.

Mezcla de uvas bien cuidadas de albariño, godello y treixadura en la D.O. Rías Baixas. Vinificadas por separado, dejando la treixadura y godello sobre sus lías durante dos meses y después mezclan todas para que reposen durante un año en acero inoxidable, es algo más largo que esto pero si queréis saber más leed la entrada del 2012.

Nosotros no seremos los peñines, parkeres, mundovino ni todos esos famosos que dan premios, hacen guías y demás que mucha gente sigue y leen, pero nos sentimos muy orgullosos cuando metes en el guguel: vino blanco Nice To Meet You y los Larpeiros salen en 4º lugar, así que seguiremos hablando de esta bodega, seguiremos apoyandoles porque nos parecen geniales, grandes currantes y amigos, y como bien veis no somos nada objetivos, nos puede la subjetividad, aún así os diremos que tiene un precioso amarillo ligeramente pajizo, con destellos verdosos lo que dan aún su juventud. En nariz resalta la complejidad con frutas, flores, y cuando le toca a la boda (Hay mi madre como dice Ramón) es una bomba, acidez marcada que hará que viva mucho en botella, esa acidez que te hace salivar y dice, ponme otra copa, pero llénala más esta vez. Untuoso y de larga retronasal. Un bebé que no deja de chillar pidiendo atención, que le hagamos caso, pero que dejemos alguna botella para ver como crece. Porque como dice el gran Marcial Dorado, el vino es como el hombre, cambia con el tiempo, ni es mejor ni peor, sino diferente, y al igual que al hombre hay que conocerle en todas las etapas de la vida, a este Nice To Meet You lo mismo.

Vino Blanco Nice To Meet You 2013, gracias Mauro porque nunca podré demostrarte lo grande que eres y lo que te queremos. Gracias Ramón Blanco, porque en el fondo sabías que una de las botellas que le mandabas acabaría en nuestras manos, pero sabemos que alguna más tienes esperándonos en la bodega. A los dos gracias, y a todos vosotros que nos leéis, gracias por hacer que el buscador guguel nos tenga más en cuenta de lo que nosotros mismos nos creemos.