Vino Blanco Rotschiefer Riesling 2011: Estaba bueno

Este mundo bloguero la verdad que si algo bueno tiene es que conoces un montón de gente tan loca como tu por la pasión de lo que escribas. A alguna de esa gente te gustaría no haberla conocido no nos vamos a mentir, pero la gran mayoría es un placer tenerla por ahí. En este caso nos referimos a María Gastronomía con su blog Golosialimite.
Y a qué viene todo esto? Pues sencillo dado que ella fue la que nos puso esta botella en la mesa que compartíamos y disfrutamos conjuntamente.

St. Antony produce este Rotschiefer en un suelo de diferentes esquistos rojos y pizarra al desnudo, con pendientes Sur-Suroeste para que el Rin y sus vientos fríos nocturnos ayuden a crear un vino de marcado Terroir.

Un 2011, ya todos sabréis que la Riesling tratada como esta gente sabe envejece espectacularmente, con lo que aún le quedan muchos años por delante, es más creo que aún es un bebé y que no nos fue todo lo expresivo que pudiera serlo, nos quedamos con ganas de algo más, pero no nos entendáis mal, estaba muy bueno, con un amarillo ligeramente dorado, un toque ahumando muy bueno, algo de membrillo y ligeros toques cítricos, la acidez aún estaba presente, en boca se nota su cuerpo, meloso en el paladar, diciendo aquí estoy, dame más vueltas, sigue disfrutando de mi toque graso.

Rotschiefer Riesling 2011, un gran Riesling, un gran vino, para disfrutar, pero creo que dará toda su brillantez dentro de un par de años más, como debe ser en los grandes Riesling, mínimo 5 años de cosecha para que empiecen a decir aquí estoy yo, y lo bien que lo sabe hacer esta gente de St. Antony. Que por cierto nos quedamos con muchas ganas de probar su Pinot Noir, la culpa la tiene María, nos lió con la conversación y se pispiaron otros la botella.
Esperamos vuestras opiniones sobre este vino, y si alguno tiene botellas que las guarde porque estará de vicio cuando deje de ser un bebé.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.