Vino Tinto Amaró Único del 2007: Único de verdad.

Es grande el Pizpireto, hombre amable y muy amigo de sus amigos, sobre todo del bebedor ocasional y el liante de las catas. Generoso a más no poder, y una demostración de ello es este vino que nos ha traído el otro día. Tinto Amaró Único del 2007. De la que fue su bodega Recoletas, uvas procedentes de la Finca del Reloj, una de las mejores de la Ribera del Duero. Para crear un vino que sólo ha estado en contacto con la madera durante todo su proceso de elaboración. Y Único pues no ha salido al mercado, y único porque sólo está en botella Magnum. Pero mira que me gusta ese formato de botella.

Largo, de amplio recorrido, potente recién abierto, naciendo para el disfrute, chillando por la necesidad de oxígeno, le ayudamos con un decantador. Le dejamos que viva, que se exprese, que respire durante 1 hora. Abrimos otro magnum, y respiró durante más de 3 horas….y 24 también. Para quitarse el sombrero, para disfrutar con cada trago, con esa sensación de terciopelo al pasar por el gaznate. Balsámicos, fruta del bosque, taninos en ese punto agradable aunque un poco rebeldes, como un bebe que necesita años, bastantes en este caso, tenemos vino para rato.

Vino Tinto Amaró Único 2007, un lujo tomar y disfrutar de un vino que no está en el mercado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.