Blanco Pazo Señorans Selección añada 2003 Espectacular

Cuando le coges el tranquillo a esto de bloguear, como que parece que no puedes parar, más que nada por lo que aprendes. En una de esas tardes me encontré con una entrada de Carlos en Roco&Wines, sobre este albariño, y al poco veo que Smiorgan también ha hablado de él. Seguramente la peña de otros muchos blogs que sigo como Sibaritastur, han hablado de él. Y haciendo memoria me doy cuenta que me parece que tengo una botella de este vino, en la cámara,  resto de una comida en el que el comensal puso el vino. Y si allí estaba la botella esperándome, así que para que dejar pasar más tiempo.
He de ser sincero que no las tenía todas conmigo, a pesar de haber leído que el vino que probó Carlos era un 2001 y estaba bien, abrí la botella con muchas dudas, y esto es lo que pasó:

Me gustó su color dorado, con una nariz de melocotón que me encantó, es meloso, glicérico, y encima con la sensación que le quedaba botella para rato. Todo un vinazo, la pena que no tenga más botellas, algo que intentaré subsanar.
Es increíble lo bien que le sienta la albariño la crianza que lleva aquí, que son más de 30 meses en depósitos de acero, sin nada de barrica, espectacular.
Me quedo con la sensación de que es un vino superpotente, para tener siempre alguna botella y darle en la cara a todo aquel que dice que el albariño hay que beberlo del año.
Para acompañarlo pues aproveché que tenía a mano un bogavante de 1/2 kilo y me lo puse en Ensalada. Una combinación de vicio.

Puntuación: 8,5, me encantó qué rico estaba.

Blanco Pazo Señorans Selección añada 2003 Espectacular

Cuando le coges el tranquillo a esto de bloguear, como que parece que no puedes parar, más que nada por lo que aprendes. En una de esas tardes me encontré con una entrada de Carlos en Roco&Wines, sobre este albariño, y al poco veo que Smiorgan también ha hablado de él. Seguramente la peña de otros muchos blogs que sigo como Sibaritastur, han hablado de él. Y haciendo memoria me doy cuenta que me parece que tengo una botella de este vino, en la cámara,  resto de una comida en el que el comensal puso el vino. Y si allí estaba la botella esperándome, así que para que dejar pasar más tiempo.
He de ser sincero que no las tenía todas conmigo, a pesar de haber leído que el vino que probó Carlos era un 2001 y estaba bien, abrí la botella con muchas dudas, y esto es lo que pasó:

Me gustó su color dorado, con una nariz de melocotón que me encantó, es meloso, glicérico, y encima con la sensación que le quedaba botella para rato. Todo un vinazo, la pena que no tenga más botellas, algo que intentaré subsanar.
Es increíble lo bien que le sienta la albariño la crianza que lleva aquí, que son más de 30 meses en depósitos de acero, sin nada de barrica, espectacular.
Me quedo con la sensación de que es un vino superpotente, para tener siempre alguna botella y darle en la cara a todo aquel que dice que el albariño hay que beberlo del año.
Para acompañarlo pues aproveché que tenía a mano un bogavante de 1/2 kilo y me lo puse en Ensalada. Una combinación de vicio.

Puntuación: 8,5, me encantó qué rico estaba.

Cóctel Luaña Informacion pasada por Nino

Coctel elaborado por Abraham Rodriguez Poo
Información que nos envía Marcelino Simón (Nino)
LUAÑA
    Nombre de una playa de nuestra región, en Alfoz de Llorado-Ruiloba, la cual me ha visto nacer y crecer. Pisar su arena y sentir el mar vibrando contra el acantilado, acostumbrado a verla a diario no me di cuenta de lo que tenía. Pero un día me encontré a cientos de kilómetros de distancia, en un paraíso de sol y playa, así llamado por los turistas que iban allí, llegados de todo el mundo, y no podía dejar de pensar en esa maravillosa costa. A mi regreso, y desde mi refugio, una preciosa mañana de primavera quise grabar en mi memoria la luz y el color de este lugar, naciendo este cóctel para todos ustedes.
    Composición:
        3 cl ginebra Bombay Sapphire
2 cl Martini blanco
1`5 cl lima
0`5 cl Curaçao azul
    Preparación:
    Se mezclan bien todos los ingredientes en el vaso mezclador con abundante hielo, se sirve en copa de cóctel, previamente enfriada. Para la decoración se escarcha el borde de la copa con coco rallado, una rodaja de limón, si es de Cóbreces muchísimo mejor, una corteza de naranja en espiral y por último una ramita de menta fresca

Gags en la vida de un Camarero [8]

Hay veces que sin querer, o por propia ignorancia, o quizá tal vez por los nervios del momento, metemos unas gambadas de las guapas a la hora de dar explicaciones a los clientes.
En el caso de hoy, estamos sirviendo la carta del restaurante. A la hora de empezar la mesa siempre ponemos diferentes tipos de pan, de sales y un aceite de oliva Virgen. Este último llevamos ya con el más de 3 años, y la verdad siempre me ha encantado. Manteniendo un alto nivel. Cierto es que desde que llevamos escribiendo en el blog tengo pendiente la entrada de este aceite, y no se bien el por qué pero no acabo de crearla. Algún año fijo que lo haré.
Pero bueno, a lo que vamos que como siempre se me va la pinza. A la hora de poner los ingredientes anteriores les vamos explicando a los clientes lo que es. Y el camarero en cuestión, en un día de esos que estamos a tope, entra al restaurante medio corriendo, con prisas, llega a la mesa y dice:
– Le traemos un cestito con diferentes tipo de pan: integral, con ajo, campesino y blanco, en el plato, tienen las sales con sabores de Limón, Negra, Vainilla y de algas, y la botella es de aceite de Oliva Virgen de La Rioja, 100% ARLEQUÍN. Toma si señor 🙂 :), ya tenemos una oliva nueva y de mucha gracia en el panorama gastronómico español, eso sí que variedad.

Un saludo a todos y otra semana pondremos otro Gags de estos de esta profesión tan dura.

Este es el aceite 100 % Arbequina no Arlequín

Vino Tinto Primero de Fariña 2011

Fiel a su cita como cada año, aparece en el mercado este Primero de Fariña. Esta bodega, como bien sabéis, es todo un referente en la maceración carbónica, y bien ganado que se lo tiene sin lugar a dudas.
Elaborado 100% con tinta de Toro, macera y fermenta durante 7 días en depósitos de acero, para después poderlo disfrutar en nuestras copas.
Cada año cambia la etiqueta, y es porque celebran un concurso a nivel nacional, y ponen la pintura del ganador. El concurso se llama “Primero de Fariña”, no podía ser de otra forma.
Un vino al que no se le puede pedir mucha evolución, de echo a partir del año, ya pierde bastante, pues lo que se busca, primordialmente, es fruta.

Un color brillante, picota, muy cubierto, con aroma a frambuesa, muy agradable, toques lácteos. Muy fácil paso de boca, es lo que nosotros llamamos pizpireto, alegre, divertido, chispeante, lo que pasa que en esta añada nos ha resultado secante de más, no tan agradable como otras añadas.
Pero bueno al igual que dijimos en el post de la añada anterior (os dejo el enlace aquí) su relación calidad precio es espectacular, a no más de 6€ la botella en tiendas especializadas. La pena que esta añada no sea tan rica como las anteriores. Esperamos vuestras opiniones.

Puntuación: 5

Bienmesabe

En nuestra pequeña estancia en Madrid descubrimos este plato, Bienmesabe, fue allá por Junio, y desde entonces hemos intentado realizarlo en casa, para uno de nuestros pequeños homenajes. Al final lo conseguimos, y aquí os dejamos la receta.

Ingredientes para 4 personas:

1 Kg de Cazón o Palometa
Harina, nostros hemos usado una especial para pescado, os dejamos foto

1 chorro de limón.
Aceite de Oliva y Mayonesa.

Para adobarlo:

3 dientes de ajo.
300 grs. de aceite
150 grs de vinagre de manzana.
Pimentón dulce, orégano y sal.

Lo primero deciros que el Cazón es un pez cartilaginoso, de cuerpo grande, aplastado y largo, pertenece a la familia de los tiburones, aunque es una de las especies de menor tamaño. Es con este pez con el que hay que realizar normalmente el Bienmesabe, pero nosotros llevamos mucho tiempo bajando a la plaza y no hay forma, con lo que al final optamos por la Palometa, que es de textura y sabor lo más parecido que hemos encontrado.
Os dejamos una foto del cazón:

Para su elaboración pedimos al pescatero que nos haga lomos el pescado.
Vamos a preparar el adobo: troceamos los ajos, añadimos una cucharadita de pimentón y otra de orégano, una piza de sal, el vinagre y el acite. Emulsionamos y lo echamos sobre el pescado, previamente salpimentado, embadurnándolo hasta que se impregne bien y lo reservamos en la nevera unas 12 horas.

El Cazón-Palometa con el adobo

Para prepararlo es bien sencillo, ponemos una sartén grande, con abundante aceite caliente, cogemos el cazón-palometa, y lo enharinamos, a freír, hasta que esté doradito y crujiente. Y a servir.
Lo podéis presentar en una fuente con un trozo de limón, mayonesa, o ali-oli, con este último para nosotros está más rico, pero eso ya son gustos.
A disfrutar de un plato que es bastante sencillo de realizar pero que hace honor a su nombre de Bienmesabe porque esto si que está rico, rico.